Tercer Poetry Slam de Oviedo

11986326_1615229785409374_1406781794265415794_nLo reconozco. Por mucho que escuche a Gil Scott Heron o Mutabaruka, la poesía de slam y los Slams de poesía siguen sonándome a chino. Afortunadamente, creo que no soy el único, así que me he obligado a investigar un poco y hacer un brevísimo resumen sobre esta nueva manera de entender la poesía.

Aparentemente, el origen de los slams está en los clubs de jazz de Chicago de finales de los 70. Allí, una serie de poetas alejados de los círculos de poesía académicos participaban en eventos de lectura de poemas en bares. Uno de ellos, Jerome Salla, un buen diía (o noche, más bien), leyó  en uno de estos clubes y otro poeta, Jimmy Desmond, al que no le gustó nada el poema, le tiro una silla mientras aun estaba recitando. Días mas tarde, se organizó un “combate poético a muerte en 10 asaltos” en una discoteca cercana. Incluso montaron un ring de boxeo, con chicas en bikini, jueces y campana. La idea era que cada poeta leería un poema en cada asalto, de 3 minutos, y el jurado decidiría quien gana. Los poetas incluso salieron al ring disfrazados de boxeadores. El vencedor de este esperpéntico combate fue Jerome Salla. Un par de semanas después se organizó un rematch al que acudieron casi dos mil personas.

Este fue el primer slam, dos poetas enfrentados como si fuese un combate. No obstante, a principios de los 80, Marc Smith promovió una reforma de este espectáculo, que consideraba que “se quemaría muy rápido. Añadió mas poetas a cada evento, de forma que fuese una batalla, mas que un combate entre dos poetas.  Dividió el evento en rondas con descansos, aunque mantuvo la simbología del boxeo, otorgando 3 minutos para cada participante, decidió elegir a los jueces al azar entre el público (tres o cinco, si el slam es grande), para buscar una mayor interacción entre poeta y público. Estas reglas acabarían siendo las reglas oficiales de los poetry slams. Con esta nueva configuración, estos eventos se convirtieron rápidamente en el pilar central de la escena poética de Chicago y poco a poco, fueron pasando a otras ciudades de Estados Unidos y del otro lado del charco.

Resumiendo, la poesía de slam es poesía en la que se valora por igual la interpretacion y el texto. Ir a un poetry slam es ir a ver poesía como quien va a ver teatro. Esto da pie a varios estilos, desde cambios de voz e interpretaciones casi teatrales, hasta recitar como si se tratase de rap o dub. Es una forma de poesía no-académica que busca llevar el verso a la gente. El propio Marc Smith manifestó que su objetivo era crear un espacio donde estuviesen presentes todos los estilos de poesía posibles.

A Oviedo esta tendencia llego hace poco a través de tres organizadores: Estela Gónzalez, Llamazares Miguel y Mentxu M. Blasco. Ya llevan tres Poetry slams y el público está respondiendo bien (cada uno atrae más que el anterior). Se organizan en el pub Per se, donde venden pintas de Guinness a 3,50 y tienen una tarta de queso excelente.

En esta edición participaron nueve poetas, dos menos que en la anterior. Honestamente, mejor. En el anterior slam había demasiados poetas y el evento se alargó demasiado. Yo que no vivo en Oviedo y dependo del transporte público no pude quedarme hasta el final.

La presentadora, otra vez, fue Mentxu M. Blanco, que demostró bien su habilidad para encandilar al público y hacerle gritar “uno, dos, tres, ¡Slam!”. En los descansos, para aportar un poco de variedad al evento, hubo música. En el primer descanso Llamazares Miguel nos obsequió con una versión de “I´ve got the blues” de Joss Stone. En el segundo, una de las participantes, Irene de Filandera, inundó la sala con las notas celtas que surgían de su violín.

12083954_10206799804326280_2109785843_n

De los participantes, el que más destaco fue el ganador, Pablo Cortina. Obtuvo la victoria en este slam con un poema que traía una reinterpretación de la Rima XXI de Bécquer, aderezado con una buena interpretación. Su lectura fue espontánea, como una conversación que se va de las manos, como una bofetada de palabras. Para los interesados, tiene su propio blog donde publica sus poemas.

Más información sobre los Poetry Slams en la pagina de Facebook de Poetry Slam Oviedo.

Bibliografía:
“A incomplete story of slam” (en ingles)
Verbs on asphalt: “The story of nuyorican Poetry Slam” (en ingles)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s